Las medallas del Centenario

Lorenzo Rafael

En revista BiCentenario. El ayer y hoy de México, núm. 3.

InterioresBicentenario 3_Page_43 - copia

El año de 1910, Centenario de nuestra independencia, fue memorable. Fiestas propias de un imperio enmarcaron el gran aniversario de la República Mexicana. Muchas naciones del mundo se adhirieron a los festejos de un país que, con una convulsa historia, parecía haber encontrado, por fin, la “paz y tranquilidad social” por las que durante tanto tiempo había luchado. No pasaba por las mientes de los mexicanos de entonces que un estallido revolucionario se desencadenaría unas semanas después.

Durante estas festividades, en el campo de la numismática se desarrolló una gran actividad. La fabricación de medallas conmemorativas fue pródiga, constituyendo un interesante mosaico en el que el arte figura en su máxima expresión junto a piezas de mérito lamentable y de gran ingenuidad. unas fueron mandadas hacer por el gobierno, otras por empresas que se adhirieron a los festejos aprovechando la fiebre patriótica para anunciar sus productos, también acuñaron piezas los estados y los municipios. En duda quedó el origen de muchas otras. aquí mostraremos sólo unas cuantas de las que se produjeron.

Con motivo del Centenario sólo se acuñó una moneda: el peso conocido como “El Caballitoai”, cuya factura se encargó al artista Charles Pillet, un renombrado diseñador francés, quien respondió al espíritu artístico de su época, amén de que había ya diseñado alguna medalla con la efigie de don Porfirio. Esta pieza, fechada en 1910, perdía su calidad conmemorativa al repetirse su acuñación en 1914.

La medalla que aparece abajo fue diseñada por el maestro Manuel Centurión, uno de los grandes escultores mexicanos de la época (a él se deben obras tales como la decoración escultórica de la Secretaría de Educación Pública). En esta pieza aparece un ángel coronando un busto del padre Miguel Hidalgo, flanqueado por dos alegorías que representan la Ley y la Paz. En el fondo se contemplan, a la izquierda, la Catedral de México y, a la derecha, el volcán Popocatépetl, en el reverso se observa el avance de los insurgentes guiados por el cura de dolores con un extraño atuendo y en el fondo su parroquia. Es difícil imaginar una medalla con más elementos decorativos.

[...]

Para leer el artículo completo, suscríbase a la Revista BiCentenario.

Un pensamiento en “Las medallas del Centenario

  1. Sergio Enrique Torres Méndez

    Buenos días! Podría subir o pasarme una relación de las medallas acuñadas? Su descripción Numismática. Tengo identificadas 5 piezas distintas como la de Centuríon, Tiffany, dos de Hidalgo y una sencilla que imagino era para el pueblo en general.Esto aparte del caballito de a peso de Pillet por supuesto.
    Le agradezco de antemano sus finas atenciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>